por: A Coruña
Compartir

La Casa de las Tortillas

981807128

Estrada de Santiago, Santiago de Compostela, 15883

Cerrado los martes

15 €

Si nos alejamos de la ciudad de Santiago, encontramos la casa de Armando Blanco o la casa de las tortillas, en la carretera de La Estrada, con la localidad de Cacheiras. Este lugar es archiconocido por sus tortillas de patatas. Y el mayor exponente en estas lides es la casa de las tortillas, donde el precio moderado y la calidad ofrecida brillan por sí solos. El local posee varios comedores de piedra que acogen mensualmente a miles de personas tanto de la zona como de los alrededores, que se acercan a este rincón de la geografía gallega para degustar la increíble textura de sus tortillas. Y lo mejor es que puedes elegir entre una amplia variedad de tortillas y combinados: tortillas de patata con jamón, chorizo, cebolla, champiñones... a mi, particularmente, me encanta la de bonito.

Si por algo es conocido el pueblo de Cacheiras, en las proximidades de Santiago, es por sus tortillas, y las mejores tortillas las preparan en esta casa de comidas de la que os hablo. El sitio es bastante agradable, con una ambientación rústica y muy sencilla, y con un servicio bueno pero sin ningún lujo, ya que allí se va a comer principalmente tortilla en múltiples variedades, y eso si, poco hecha, a no ser que se la pidas expresamente más pasada.

El local es muy grande, con 4 comedores más la terraza que abren en verano, y el precio es muy bajo (2 tortillas más dos cervezas, menos de 15 euros)
Además de tortilla tienen otros platos típicos que están super ricos, pero por algo le llaman la casa de las tortillas, no os lo perdais!

Restaurantes, Cocina Española, Tortillerías, Gallega

Sitios interesantes cerca de La Casa de las Tortillas

Sube una foto de La Casa de las Tortillas

Sube una foto de este sitio

Escribir comentario sobre La Casa de las Tortillas

¿Qué te ha parecido el sitio?
10 comentarios
Su valoración:
Álvaro
La tortilla exquisita, los camareros pésimos
Su valoración:
yoestefy24
No vuelvo más. Bueno, os voy a contar nuestra experiencia en en este curioso local de tortillas.Cuatro amigos con ganas de probar las dichosas tortillas de cacheiras fuimos una noche a cenar. Pues bien, quiero decir que es el peor local al que hemos ido en nuestras vidas y al cual nunca volveremos.Nada mas sentarnos nos fijamos en la excesiva suciedad de la cuberteria, la cual tuvimos que limpiar nosostros mismos con las servilletas, la cual quedo bastante sucia.La camarera llego a nuestra mesa y se quedó en silencio mirándonos.Tuvimos que sacarle que había de comer , si nó allí estaríamos mirandonos toda la noche.Cuando nos disponemos a comer dos tortillas , una normal y otra con jamon, encontramos trozos de cascara de huevo y apenas sin sal la comida, y el pan.Al acabar de comer y disponernos a pagar, la "maja" camarera nos dice 21 euros, sin darnos la factura ni nada; y solo por consumir dos trotillas(3.80 cada una),cuatro trozos de pan(5 euros aprox.), y el resto que son 10 euros en agua y cocacola.Las cuentasn no daban para nada.
Con esto sujiero a toda persona que quiera comer ahi que se busque otro sitio. Eso es una pocilga.
Su valoración:
laustinta
La comida muy bien, pero todo lo demás da asco. La comida una maravilla, estaba riquísimo. Pero el local y el servicio es pésimo. No pienso volver.
Primero comento lo que comimos y el precio, luego lo demás:
-Tortilla grande de chorizo: muy rica
-Tortilla mediana de jamón serrano: muy rica, con las lonchas por el medio en vez de en tacos
-1 de pan: pan típico de pueblo, muy rico
-1 fuente de arroz con mejillones, muy rico y con muchísimos mejillones
-2 aguas pequeñas
-2 botellas de litro de cola
-2 tarta helada
-1 tarta de queso
57.30 euros, que ni idea de si es correcto porque no da nota. No es que sea muy caro, pero 14 euros por persona por arroz y tortilla tampoco es nada barato
Ya digo que si sólo nos fijamos en la comida muy bien, pero es que eso parece más la casa de un friki loco que un restaurante
Absolutamente todas las paredes están desbordadas de cuadros con diplomas chorras y fotos de militares, políticos del PP, el Papa o algún famoso.
Parecía por momentos que te fuesen a obligar a gritar VIVA ESPAÑA.
El local es del estilo de una casa antigua. Más bien es una casa antigua de piedra reformada, habilitada para un bar.
El camarero no da carta, te dice rápido las 4 cosas que hay y decides en el momento. Sé que eso se hace en más sitios, pero a mí no me gusta; soy de tardar en decidirme
Fuimos porque nos comentaron que se comía bien y muy barato, pero entre que de muy barato nada (por lo menos para un día de diario) y lo repugnante del local y su servicio, dudo mucho que vaya a volver. Por lo menos no voy a llevar a ningún amigo o familiar que no haya ido antes
Su valoración:
andalucess
Cordoba. el sitio deja mucho que desear tanto por la limpieza ya que carece de ella y por la actitud de los camareros (muy muy muy antipáticos). Lo peor de todo es que al pagar te dicen el total sin darte una nota ni una cuenta, si se la pides se enfadan y al revisarla puedes ver que te cobrarán 7 euros de pan y varios platos de más que no has pedido para alcanzar el precio que te han dicho al principio (ya que no es el correspondiente a lo que has consumido, se aprovechan bastante). Por otro lado en el menú de 11 euros no te incluyen el café como postre según el camarero (un tanto extraño) ya que nos lo cobró aparte y según la camarera si.
PD: como pidas que te hagan la cuenta te cobran dos euros más del total por molestarse en escribirtela en un papel.
Su valoración:
residente
Precio abusivo, mal servicio y buenas tortillas. En primer lugar decir que las tortillas esta bastante buenas pero es el plato principal y casi unico. El servicio se puede catalogar como pesimo, los camareros no son muy simpaticos. A la hora de darte la cuenta directamente te dicen el precio (sin justificación) y atrevete a pedirsela porque la cara que te pondran sera "bonita", claramente lo hacen para redondear al alza el precio y sacarte lo mas que puedan. Tambien destacar que el suelo esta muy sucio.
Gracias por leer mi comentario
Su valoración:
Dhasty
david. Un servicio y una comida que deja mucho que desear.
Su valoración:
david231970
Sin nota y precio abusivo. Empanada fría de la nevera, tortillas pasables (aunque poco hechas) y un lacón con grelos aceptable. El sitio agradable si eres del PP y por lo demás una auténtica estafa. No te dan nota y se enfadan si la exiges, para luego inventarse el importe de cada plato hasta cuadrar lo que te han "clavado". No se lo recomiendo a nadie.
Su valoración:
Rob
Mucha comida y mal ambiente. La casa de las torillas se encuentra en Cacheiras, un pueblo a unos tres quilómetros de Santiago de Compostela. Es un local que lleva abriendo muchos años alcanzando en la actualidad una enorme reputación. Las tortillas tengo que decir que están realmente deliciosas así como otro tipo de tapas. El único inconveniente de este local es que lo regente Armando Blanco, exacalde del ayuntamiento de Teo al que pertenece Cacheiras, y eso no favorece nada el ambiente. De todas formas y política aparte es un buen lugar de comida casera.
Su valoración:
senoritapepis
Una delicia llamada tortilla. Si nos alejamos de la ciudad de Santiago, nos podremos encontrar, siguiendo la carretera de La Estrada, con la localidad de Cacheiras. Este lugar es archiconocido por sus tortillas de patatas. Y el mayor exponente en estas lides es la casa de las tortillas, donde el precio moderado y la calidad ofrecida brillan por sí solos. El local posee varios comedores de piedra que acogen mensualmente a miles de personas tanto de la zona como de los alrededores, que se acercan a este rincón de la geografía gallega para degustar la increible textura de sus tortillas. Y lo mejor es que puedes elegir entreuna amplia variedad de tortillas y combinados: tortillas de patata con jamón, chorizo, cebolla, champiñones... a mi, particularmente, me encanta la de bonito.

Su valoración:
Bizet
La casa de las tortillas. Si por algo es conocido el pueblo de Cacheiras, en las proximidades de Santiago, es por sus tortillas, y las mejores tortillas las preparan en esta casa de comidas de la que os hablo. El sitio es bastante agradable, con una ambientación rústica y muy sencilla, y con un servicio bueno pero sin ningún lujo, ya que allí se va a comer principalmente tortilla en múltiples variedades, y eso si, poco hecha, a no ser que se la pidas expresamente más pasada.
Llama la atención del sitio la cantidad de diplomas y fotos que ha colgado su propietario de las paredes. Tiene diplomas y menciones de los sitios más extraños que te puedas imaginar, y tanto titulillo colgado da que pensar que este señor tiene una especie de titulitis o algo así. No sé, quizá es una enfermedad o está frustrado por no haber podido pasar por la universidad, quien sabe, pero mejor no preguntarle, que éste de romper huevos sabe un rato largo.

La Casa de las Tortillas
1 de 2
La Casa de las Tortillas

Volver arriba