por: Cuenca
Compartir

La Bodeguilla de Basilio

La Bodeguilla de Basilio es una auténtica bodega manchega, donde podréis encontrar la mejor selección de vinos autóctonos de toda la zona. Se especializan, además, en cocina tradicional manchega y encontraréis los mejores platos de la región.

Restaurantes, Bodegas, Cocina Española, Tapas - pinchos, Manchega

Artículos en los que aparece La Bodeguilla de Basilio

Sitios interesantes cerca de La Bodeguilla de Basilio

Sube una foto de La Bodeguilla de Basilio

Sube una foto de este sitio

Escribir comentario sobre La Bodeguilla de Basilio

¿Qué te ha parecido el sitio?
7 comentarios
Su valoración:
akua
Un caradura y asalta-turistas. Tras ver algunas opiniones positivas fuimos a provar durante nuestro viaje a Cuenca, la salita muy pequeña y recargada de fotos de famosillos y trastos viejos colgados de la pared, la comida vulgar, aceitosa y carísima para lo que es, casi todo está por encima de 20 euros y la calidad y presentación no son mejores que del bar más sencillo de Cuenca, pedimos cerveza y nos sirven unos quintos a precio de litrona. En definitiva salimos con la sensación de haber sido estafados y con el ánimo de no repetir y advertir a nuestros conocidos de que lo eviten, es una verguerza para el turismo de Cuenca.
Su valoración:
Anónimo
Arteche. Una estafa. El local es precioso, sin duda. La atención por parte de la persona que te recibe impecalbe, cortés y amable. Una vez sentados, ya no hay vuelta atrás. Rapidamente te sirven consomé por cortesia de la casa mientras te han dado "la carta" (?) de tapas (solo 6 posibles opciones). Cuando quieres empezar a pedir ya te han colocado un plato con pan y aceite (que cobran posteriormente a 2,50 por pesonas) y una bandeja con dos huevos de codorniz, patatas fritas y algo de jamón, adornado con lechuga y frutas reboadas y fritas. Entre las escasas opciones a elegir, ninguna tapa habitual: finalmente optamos por ajo arriero, bacalao, patatas huevos, Nuestra sorpresa: una pequeña sarten de puré de patatas con algo de bacalao, sabor a ajo y una pizca de huevo duro por encima. Te sientes realmente estafado y engañado. ¿Donde está la tapa ofertada? En la imaginación. Para terminar una sola opción de postre y la gran oferta gastronomica de la amabilisima maitre que nos ofrece un exquisito café de ACHICORIA para terminar... Es evidente que nadie la ha explicado que la achicoria era cuanto se podia tomar como sustituto al cafe en tiempos de posguerra y que hoy dia no puede ser consdierado como un manjar y una delicatessen cafetera que además la quieran venden como tal, hace sentir estúpido y con cara de tonto. Resumen: 1 tapa (?), una cerveza, una copa de vino, una tarta de queso = 40 euros. No volveremsos jamás.
Su valoración:
Anónimo
Lugar de culto. Si vas a Cuenca de tapas y no entras en la Bodeguilla de Basilio es perderse uno de los mejores locales de tapas de España. Tu pide una caña de cerveza que de lo demás se ocupan ellos. Huevos de codorniz con jamón a la plancha, tomate, ensalada,... Pimientos rellenos. Yo no paso un verano sin ir un par de veces y voy desde Barcelona, que vale la pena. Felicidades Basilio
Su valoración:
Anónimo
Lo mejor... No me canso de ir a este sitio. Las cañas y los vinos van acompañados con las mejores tapas que te pueden poner en cualquier sitio: la primera ronda con huevos de codorniz con jamon a la plancha, la segunda chipirones, la tercera pimientos rellenos,... Estos tres platos (más que tapas) acompañados de lechuga, tomate, pimientos y pan. Y la cuarta tapa: chuletas a la parrilla literalmente. Te sacan una miniparrilla con chuletas de cerdo. Simplemente genial.
Su valoración:
victor8
HASTA REVENTAR. Un lugar en el que tapear bien situado (entre el casco antiguo y la parte nueva de cuenca).Estuve este fin de semana y la verdad me quede muy contento,por cada bebida que te tomes te ponen un plato con jamon serrano,verduras,pimientos rellenos hasta te ponen una tapa de chuletas de cordero!!! (a la cuarta ronda) y ademas tiene un vino muy rico,un rosado espumoso con sabor frutal que te entra muy bien con las tapitas,eso si,te tomes lo que te tomes de beber seran 2,5 euros,pero teniendo en cuenta la tapa que te ponen merece la pena.Además esta decorado con fotos de famosos que te entretienes en ver (debe ser que todos fueron allí para sacarse el carnet....jejeje)el único fallito es que es algo pequeño,pero por lo demás,perfecto.
Su valoración:
vitalic
Para hincharte a comer como sardina en lata. Es un buen restaurante la verdad, tanto para comer (bastante caro) como para tomar cañas, su único problema es que es demasiado pequeño y siempre está hasta la bola, así que lo mejor es ir o muy prontito por la mañana o muy prontito por la tarde, así no sufres el colapso de los que van a comer y cenar. Para tomar cañas es buenísimo, porque con cada caña te ponen una tapa increíblemente grande y de calidad; en invierno además de entrada a todas las tapas que vayas a tomar te ponen un caldito y en verano un gazpacho. Para comer (caro como es decía) los platos estrella son los huevos rotos (aunque te los cobran a precio de gallina de oro) y las chuletillas de lechal, que te las hacen en brasas de verdad y están exquisitas. El lugar tiene un encanto de taberna antigua, lleno de fotos en las paredes, recuerdos del pasado… Si vais a Cuenca es visita obligada.
Su valoración:
anais
De tapas con Basilio. Lugar increíble para salir a tomar unas copas y acabar cenado, sirven un plato combinado por cada cerveza que te tomas, hasta cuatro platos diferentes en un orden determinado, patatas fritas, pimientos rellenos, hasta acabar en el último con costillas. Cada vez que pides una cerveza le dices el primero, el segundo… y te va sirviendo uno distinto.

Nada más llegar según la época del año te ponen un vasico de gazpacho o un vasico de caldo, todo un detalle en este mundo en el que te sacan un riñón por mirar un escaparate.

Por el precio de unas cañas acabas comido y cenado. Lo único que no me convence es que nunca tienes sitio para sentarte, sólo tiene dos pequeñas mesas en las que poder reposar. Siempre lleno, hasta las orejas de gente.

Eso si, si tu presupuesto es más espléndido aprovecha para cenar en él, ya no estamos hablando de lo mismo, hablamos de alta cocina conquense con varias especialidades dignas del más fino paladar, 7 u 8 platos a lo sumo, a mi lo que más me gusto fueron los trigueros a la plancha, divinos de la muerte. Mesitas de madera y decoración tradicional.

Toda la cena es atendida por Basilio en persona, que te va entreteniendo con una fina arenga, aprendida con el paso del tiempo, encantador total. Al final una pequeña disertación que, Chicas!!, sólo para vosotras, acaba con un bote de azafrán de la más fina hebra de regalo. Todo un lujazo eso sí en este caso va incluido en el precio. La carta de vinos es digna de mención.

Si tienes un rato no dudes en pasarte por este sitio, todo decorado con fotos de Basilio, el dueño del garito, con toda clase de gente que a pisado este lugar, famosos de medio pelo y de pelo entero, varios triunfitos lucen palmito con Basilio.

La Bodeguilla de Basilio
La Bodeguilla de Basilio

Volver arriba