por: Madrid
Compartir

Mercado de San Miguel

Si eres de los que disfrutas de la comida, es impensable que pases un fin de semana en Madrid sin pisar el Mercado de San Miguel. Ubicado a las afueras de la mítica Plaza Mayor, el Mercado de San Miguel se ha convertido en el templo gastronómico de la ciudad. En sus puestos, encontramos productos nacionales de máxima calidad: mariscos, vinos, quesos, embutidos...

Durante los fines de semana, el Mercado de San Miguel cobra una vida increíble, creándose, así, una ambiente maravilloso para pasar una tarde de sábado disfrutando de la mejor compañía y, por supuesto, de la mejor gastronomía. Y es que, también hay que decir, el Mercado de San Miguel es una delicia para todos los sentidos, no solo para el paladar. Así que atrévete a venir y pasar una tarde estupenda de fin de semana envolviéndote en sus fragancias, sabores, texturas y risas.

De compras, Alimentación

Artículos en los que aparece Mercado de San Miguel

Sitios interesantes cerca de Mercado de San Miguel

Sube una foto de Mercado de San Miguel

Sube una foto de este sitio

Escribir comentario sobre Mercado de San Miguel

¿Qué te ha parecido el sitio?
11 comentarios
Su valoración:
madrid2012
Agobio. Al principio era una pasada, hoy día es para extranjeros, caro, incomodo, agobiante, es donde no hay que ir, tienes que ir de un sitio a otro, por colmo no tienes sitio para comerte la comida, en estos momentos mucho mejor el mercado de San Antón o el mercado de Antón Martin, este ultimo es un mercado tradicional, pero han montado una ostrería sushi buenísima, te puedes sentar, más barato, tranquilo, para mi mucho mejor, hoy en día no le recomiendo a nadie el mercado de San Miguel, demasiado gente y incomodo, pasaros a ver los otros mercado, están mejor.
Su valoración:
sukarita
Vinos, tapas y buen ambiente. Superb. Siempre que tengo turistas en la ciudad es una apuesta segura. Todos salen encantados. Tapas y vinos de todos los colores y sabores.
Su valoración:
roscharch
Siempre está lleno de gente. He estado paseando por el Mercado de San Miguel un par de veces y me ha gustado mucho cómo está reformado por dentro. Aquí venden una gran variedad de productos de delicatessen y también te puedes tomar un pincho. La pega que tiene es que casi siempre está lleno y hay demasiada gente.
Su valoración:
nikkoleta
Delicatessen para todos los gustos. No hace mucho lo reformaron y ahora me parece una agradable mezcla de entre lo clásico y lo moderno. Un lugar que prefiro visitar entre semana, ya que en días festivos está literalmente atestado de gente y el mismo caminar supone gran esfuerzo y mucha paciencia.
Repleto de puestos de todo tipo, puedes llevarte comida hecha, comida para hacer, delicatessen de todo tipo. Hace unos días encontré un puesto repleto de turrones con sabores innovadores que me llamaron mucho la atención.
Creo que es una visita obligatoria para los amantes de los sabores, los amantes de la buena comida y los sabores exquisitos que no deben faltar.
Lo único malo y desde luego la única razón para no ser un 10, son los precios un tanto elevados.
Su valoración:
manzanaazul
Vete a la plaza a comer. Yo no sé si habrá más mercados de estas carácterísticas en el mundo, pero de momento, a mi el Mercado de San Miguel me parece inigualable.
Como todos los madrileños sabran, este antiguo mercado de abastos ha sido reformado y lo han acristalado por completo y ahora, la gente "it" no va precisamente a hacer la compra, (aunque podrian), sino que se pasean por las barras de los disitnots establecimientos y comes de tapeo. Es decir, que te pasas por la panadería y coges pan, el embutido en la carniceria y asi hasta completas tu tentempie matutino, que te puedes tomar traquilamente sentada en una mesita. no em digais que no es original...
Su valoración:
nowherewoman
Mercado reformado. El otro día pasé por el Mercado de San Miguel, del que me habían hablado muy bien, y me encantó. Es un antiguo mercado muy céntrico que ha sido reformado. Es entero de cristal y tiene bastantes tiendas, desde panaderías a carnicerías pasando por tiendas de gominolas, todo en plan delicatessen.
Su valoración:
indienauta
No es un mercado cualquiera. Despues de muchos años cerrado, hace unos meses volvó a abrir totalmente reformado. Tiene todas la tiendas representadas (pasteleria, carniceria, pescaderia, etc..) pero cada una con su barra para poder degustarlo allí mismo.No sé de quien fue la idea, pero le doy la enhorabuena! Personalmente, fue la primera vez que probé ostras en mi vida, y que buenas están!
Su valoración:
mapaxe
Delicatessen asequible. Me han llevado esta tarde a este céntrico mercado y me ha parecido un lugar precioso y único. Lo forma varios locales con diversos productos, como un mercado normal, pero aquí puedes degustar el producto mientras tomas una cañita; por ejemplo, una rodaja de pan con sardina ahumada o una ostra, ambas cosas por el módico precio de 1 €. También tiene una bonita librería donde venden exclusivamente libros de cocina (La Cándida de Gomapespuma estaba un día firmando un libro suyo). Además se pueden ver caras conocidas; nosotros coincidimos con Pepe Viyuela y Joan Manuel Serrat. En definitiva, un sitio agradable para pasar la tarde.
Su valoración:
tximeleta
Realmente estupendo. Ha valido la pena la cantidad de años ( ya ni recuerdo) que se ha tardado en reformar el antiguo Mercado de San Miguel. Para quien no haya ido al nuevo, decirle que es un sitio de lo más europeo, donde se concentran tiendas de todo tipo, desde una donde comer ostras hasta otra para comprar libros de cocina. Cada tienda tiene su barra de bar donde degustar lo que has comprado con un vinito o una cervecilla, y dar una vuelta por allí es despertar los sentidos... decir que cayó una ostra, dos croquetas, dos arenques y unas pipas de girasol tostadas, regado con tres cañitas.
Me encantó, un sitio perfecto para disfrutar de la originalidad hecha alimento.
Su valoración:
alain
Único, y difícil de explicar. A mi, la filosofía y la historia que se respira en el interior de un mercado tradicional es algo que no podría explicar con palabras. Hay muchos repartidos por Madrid, como el de la Cebada, el de las Maravillas, el de la Paz..o el de San Miguel, quizás el más mítico y bonito de todos. Ahora mismo está en reformas, lo están reconstruyendo para que se convierta en todo un 'museo viviente', conservando la decoración tradicional y haciéndolo aun más precioso...Mejor ir a verlo que yo contarlo.

Mercado de San Miguel
Mercado de San Miguel

Volver arriba