por: Madrid
Compartir

Kintaro

913992888

Fernández de la Hoz, 70, Madrid, 28003

Chamberí (Ríos Rosas)

L7,L10 Gregorio Marañón / L7 Alonso Cano

15 €

Kintaro es un restaurante de Madrid concebido como un buffet libre y que es ideal para aquellas personas apasionadas por el sushi y la comida japonesa en general. Se trata de un establecimiento diferente ya que, en el centro del mismo, se encuentra una mesa giratoria en la que se van sirviendo las piezas de sushi para que vayas cogiendo la que más te apetezca o te llame la atención.

Es recomendable sentarse en los sitios más cercanos del inicio de la mesa giratoria para, así, poder escoger los platos favoritos por todos como son las tempuras, las sopas de fideos, los sashmis, etcétera. Por menos de 12€ podrás saciar tu apetito ¡hasta que no puedas más!

Restaurantes, Buffet libre, Cocina internacional, Japonesa

Artículos en los que aparece Kintaro

Sitios interesantes cerca de Kintaro

Sube una foto de Kintaro

Sube una foto de este sitio

Escribir comentario sobre Kintaro

¿Qué te ha parecido el sitio?
2 comentarios
Su valoración:
alain
Japonés, pero no como el resto. Estoy completamente de acuerdo con mi compañero \'Rubén\'. EL Kindalo es un restaurante japonés, pero diferente a los demás (y eso que hay muchos donde elegir, cada vez más). La diferencia radica en el precio, un poco más bajo que el resto y muy adecuado a la calidad de la comida que se come en el local. Me encantan los japoneses pero siempre he pensado que son demasiado caros. Pues con Kindalo, ¡se acabó ese pensamiento!
Su valoración:
ruben
Un japonés como pocos. Hasta hace relativamente poco, no he sido lo que se dice un fan de la comida japonesa. Además, ser fan de esta cultura gastronómica no es barato, bien si compras tú los elementos y decides ser un Juan Palomo oriental, o bien si decides ir a mesa puesta.
Como todo cambia, Kindalo es una agradable excepción. Puedes comer desde 15 euros, y eso contando que no hay menú. Aparte de barato, la comida está genial, el trato es la mar de agradable. Lo malo es que no somos los únicos que sabemos de su existencia. Hay que reservar mesa si no quieres terminar comiendo en los aledaños.

Kintaro
Kintaro

Volver arriba